16 de octubre de 2017

EL VERDADERO GOLPE DE ESTADO



Imagen:  Grupo Independentista República des de Baix
Andan unos y otros, Rajoy los suyos y sus cómplices, gritando a los cuatro vientos que lo de Catalunya es un golpe de estado. Hay hasta quién ya ha pedido la intervención del ejército. Hay gustos para todos, otros, los de allí y España casi entera, piden dialogo. Si no fuera porque la frase es de Pedro Sánchez Rajoy ya le habría dicho a Puigdemont eso de "No es No, y no se que parte del No no has entendido". 

Ni siquiera ahora que media Galicia arde con fatales consecuencias Rajoy es capaz de evitar el incendio, el gallego y el catalán, es más hace todo lo contrario a lo que es aconsejable para evitar que las llamas se extiendan allí y allá. En el ámbito de las catástrofes Rajoy tienen mal cartel, ya lo demostró, también en Galicia, cuando en 2002 la marea negra se comía el mar gallego y sus playas mientras él quitaba importancia al tema. Fueron los gallegos y miles de voluntarios del resto de España los encargados de solucionar el problema. No hace tanto, en Doñana, en este mismo año 2017, ardieron 8.500 hectáreas, poco antes se había propuesto por el Gobierno reducir en un 67% los fondos destinados al Parque Nacional en los presupuestos generales. Rajoy y los suyos le echaron la culpa del desastre a la Junta. Ahora nos enteramos que en Galicia ha sido su delfín Feijoo el responsable de recortar drásticamente el número de efectivos destinados a la extinción de incendios en tierras gallegas. Tal y como hicieron hace 15 años contra el chapapote, hoy los gallegos han tenido que hacer frente al fuego a base de cubos de fregar, escobas y mangueras. Patético.

Definitivamente Rajoy y los suyos no valen más que para el ordeno y mando, sus adoctrinadas mentes se bloquean por el solo hecho de tener que dar explicaciones, no digamos ya si tiene que ceder terreno o simplemente intentar entender al resto de los seres humanos. Si no estás de acuerdo con ellos eres un golpista. En fin, esto no es nuevo, todavía hay quien desde las filas del partido de Genova siguen manteniendo que quién dió el golpe en 1936 fueron los repúblicanos y que Franco no fusiló a nadie, ni siquiera a Companys.

Rajoy y los suyos no quieren dialogar con los parlamentarios catalanes democráticamente electos, lo mismo hizo su "Generalísimo" ante las propuestas de paz negociada que la República le ofreció en 1939, y lo que hizo fue contestar que solo aceptaba la rendición sin condiciones. Lo mismo está haciendo hoy Rajoy.

Pues no, no es un golpe de estado lo que está sucediendo en Catalunya, lo que si es un golpe de estado mantenido en el tiempo es lo que llevan haciendo Rajoy y los suyos desde que botó por primera vez en el balcón de Genova,13. Se han cargado las Instituciones, la separacíón de poderes y se han apropiado del dinero de las arcas públicas, esto si que es un Golpe de Estado en toda regla. Sus votantes lo consienten y legitiman y el PSOE también, solo desde Catalunya se ha dicho basta.

Termino citando un párrafo de la carta que D. Juan Negrín, Presidente del Gobierno, dirigió a D. Manuel Azaña, Presidente de la República, el 18 de febrero de 1939 en la que le insta a volver a España:

En un último término invoco al patriotismo y sentido de responsabilidad del presidente quien estoy seguro pensará conmigo que las más altas jerarquías estamos obligados en estos momentos a imponer con nuestro ejemplo la serenidad necesaria e impedir que el fin de esta contienda tenga un desenlace trágico y bochornoso.

Ya que Rajoy cita a Azaña en sus discursos, bueno sería que también se acordase de Negrín.


Salud y República.


Benito Sacaluga.